Definitivamente el mundo cambia, junto a los avances tecnológicos y científicos, las personas y sus hábitos también cambian adaptándose a lo que está surgiendo e incluso exigiendo nuevas formas de ver y hacer las cosas.

Uno de los cambios sustanciales es el cómo y el por qué se viaja llegando al para qué.

Por ejemplo, las nuevas generaciones, concretamente aquella que está creciendo con las nuevas tecnologías aunadas con Internet como lo son los millennials están transformando el mundo de los viajes.

Esta generación en particular está construyendo una relación mucho más estrecha entre el amor por el valor y la libertad de elección en donde ambas sensaciones son dos de los principales impulsores del crecimiento de la economía que se le conoce como compartida.

3d renderer illustration. travel suitcase, airplane and earth on computer keyboard. Travel concept

Los millennials tienen una pasión para las experiencias únicas y no se confinan, en particular, a las opciones tradicionales del transporte y del alojamiento.

Al tratar esta tendencia, empresas como American Express Global Business Travel fue una de las primeras compañías de gestión de viajes de negocios en formar un acuerdo con Airbnb.

Su modelo de negocio se enfocó en ofrecer a sus viajeros opciones más allá de los hoteles tradicionales; sin embargo, los gerentes de viajes tienen preocupaciones válidas sobre seguridad y protección, costos, licencias e impuestos, prácticas de empleo y datos.

Para manejar estas preocupaciones, American Express Global Business Travel ahora también puede integrar los datos de las reservas de Airbnb a un entorno de base de datos para permiten generar informes corporativos.

De esta forma consiguen dar un seguimiento de los viajeros con el fin de brindar un soporte en cuanto a las responsabilidades del deber en cuanto al cuidado de sus clientes.

Los millennials son la primera generación que son verdaderos nativos digitales.

Es notable observar que muchos de ellos ni siquiera pueden recordar un mundo sin teléfonos inteligentes, ordenadores portátiles o Internet.

De hecho se les hace imposible concebir un mundo sin estos elementos.

Irónicamente, a pesar de toda la tecnología disponible en sus manos, todavía prefieren tener reuniones cara a cara para hacer negocios, de acuerdo con el índice de sentimiento de viajero de negocios GBTA 2015.

Esto nos dice que los viajes continuarán siendo un factor clave para la conexión del viajero millennial.

Es claro observar que los millennials también dependen de la tecnología para todo el proceso de reserva de viaje, desde las reseñas en línea, el valorar la aerolínea, si ofrece vuelos baratos o no, hasta la reserva y check-in, todo prácticamente desde sus móviles.

Y justamente la conexión a través de sus móviles  les permite el mantenerse conectados con sus amigos y familiares en una nueva ciudad.

Como resultado, si todo el ecosistema de viajes de negocios puede ser completamente sin fisuras y particularmente móvil, la experiencia del viajero millennial se mejorará mucho.

Los hábitos y las expectativas únicas de la generación millennial cada vez es más importante y es está la generación que está dando forma a la industria en cuanto a definir el recorrido que tendrá para los años venideros.

Será emocionante ver cómo la industria adopta la tecnología y particularmente un pensamiento innovador para servirles a esta generación y las que vienen detrás de ellos en el futuro.